Menú Cerrar

Casa Blanco Comedor rinde homenaje a la familia y al oriente del país

Desde febrero de este año la chef Helena Moreno sirve a sus comensales platos tradicionales de Carúpano, la zona natal de sus padres, con ingredientes criollos y mediterráneos

Cocina carupanera con influencia de todo el mundo es lo que la chef Helena Moreno ofrece en Casa Blanco Comedor (@casablancocomedor), un restaurante íntimo y hogareño, ubicado en El Cafetal, que desde febrero de este año ha abierto sus puertas los fines de semana para servir atractivos almuerzos y un refrescante brunch.

Egresada del Centro Venezolano de Capacitación Gastronómica, Moreno cocinó durante años para vuelos privados y empresas como Polar, Alfonzo Rivas, y la directiva de la clínica Leopoldo Aguerrevere con un servicio de catering llamado Vida de Chef. En 2019 se propuso abrir un local, y después de varios meses de pruebas y preparación, inauguró en casa de su familia Casa Blanco Comedor.

“Quise rendir homenaje a mis raíces. Mis padres son de Carúpano y esa es la cocina que más me gusta, que mejor hago y que ofrezco en mi comedor”, cuenta la caraqueña de 52 años de edad. Destaca que en el oriente del país hay mucha influencia de inmigrantes y por eso entre sus platos se consiguen ingredientes mediterráneos.

Casa Blanco, que debe su nombre al apellido materno de Helena, cuenta con varios menús. El principal o dirigido empieza con las croquetas de pescado blanco con leche de tigre de ají dulce y picante, y el rollo de plátano con ají dulce y queso blanco. Continúa con el steak tartare, plato estrella del local, que consta de un solomo sobre tuétano corte de canoa acompañado con un caviar de yuca saborizado con chimichurri elaborado a base de orégano y ají dulce y picante. Sigue con una tortilla de cazón y titiaro. Finaliza con un pie de frutas de estación.

Los domingos, el protagonista es el menú de brunch. El ceviche de róbalo en coco con leche cremosa de tigre con coco y maní es el favorito al igual que el róbalo grillado envuelto en tocineta y acompañado con vegetales rostizados y arroz basmati. Otras opciones son las crepes de pollo con camarones y curry gratinadas en salsa bechamel, y el doble trío de empanadas rellenas de cazón ahumado, carne mechada o queso blanco. De postre, pie con frutas de estación o arroz con leche con crema y frutos secos caramelizados.

Y para grupos de 10 o más personas, en la carta de brunch se consigue una estación de omelettes con ingredientes para combinar, que pueden ser salmón, queso de cabra, jamón planchado, cebolla morada, tomate, tocineta, y mozzarella. Además, otra estación de yogurt con frutas y granola.

No faltan entre las bebidas los jugos de fruta, el vino tinto y el tinto de verano. Próximamente sumarán a la lista el mocaccino y el cappuccino en versiones fría y caliente.

Aunque originalmente el restaurante abría sólo los fines de semana, durante la cuarentena ha prestado servicio delivery todos los días entre las 11:00 am y las 2:00 pm y actualmente recibe comensales con previa reservación.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.