Menú Cerrar

La lista de gelatos de Cremme creció con vainilla thai y limón con aguacate

ILEANA MATOS

@improductora

Cremme agregó a su lista de helados dos nuevos sabores: vainilla thai y limón con aguacate. El primero lleva chile de árbol, ingrediente que le aporta el retrogusto picante que lo caracteriza, y el segundo sal de limón, que potencia su acidez.

Con su incorporación la oferta de Cremme aumentó a cuatro productos. Los primeros fueron caramelo salado, que gusta por su sabor ahumado; y café, que ofrece las notas cítricas y de frutos secos de los ingredientes agregados al momento de preparar la infusión.

La gelatería es una iniciativa de José Antonio Casanova –quien fue responsable de las cocinas de los restaurantes Malva y Leal by Jac, en los que destacó con su propuesta culinaria venezolana y sus emplatados- y del diseñador gráfico Alessandro Laezza, experto en branding y residenciado desde hace tres años en México, donde dirige Laezza Studio.

Casanova asegura que su mayor interés es volver a la cocina, pero reconoce que el éxito de Cremme, iniciativa surgida por las exigencias de la cuarentena, para la cual aprovechó el único equipo de Malva que no vendió, la máquina para hacer helados, lo animan a continuar las pruebas.  El plan -dice- es seguir sorprendiendo al consumidor con nuevos sabores y buenas texturas.

El cocinero también elabora las galletas que acompañan los helados. “Se llaman crackcookies porque son adictivas”, dice, antes de hacer mención a los envases en los que se comercializan los helados: tienen capacidad para 8 onzas -230 gramos- y de su imagen es responsable Laezza, que confiesa ser fanático de los helados.  “Vine a Caracas de visita y la pandemia me obligó a quedarme. Me enamoré del proyecto de José Antonio y decidí acompañarlo en esta aventura, en la que participo como creador de la identidad visual de la marca, que cumple con todos los requisitos para competir con productos similares en el ámbito mundial y que, estoy seguro, llenará un nicho desatendido por el mercado local”.

Esta semana comienzan las pruebas para el desarrollo de otros sabores pues el plan es ofrecer una gama más variada, eso sí, en cantidades limitadas, pues son helados artesanales. “Los helados de sabores locales no están incluidos en la propuesta pues en eso ya destacan –y con mucha ventaja- los de Fragolate”, agrega el chef, quien pretende, a mediano plazo, abrir un local pequeño que le permita trabajar bajo la modalidad de pick up. “Mientras, solo ofreceremos servicio delivery”.

Para pedidos: @cremmeccs 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.